El dormir bien es sinónimo de buen desarrollo en los niños

El dormir bien es sinónimo de buen desarrollo en los niños

Posted by

Todos hemos escuchado de la importancia de conseguir un buen descanso sobre todo en los niños ya que impacta directamente en el desarrollo mental y físico.

Pero según últimos estudios sobre el sueño, no solamente es importante la cantidad de horas que duermen los niños sino su rutina de sueño. Esta debe ser regular, es decir ir a la cama a la misma hora cada noche y despertar a la misma hora cada mañana. Una investigación demostró que los niños con horas irregulares para ir a dormir terminan privándose de horas de sueño dificultando el desarrollo del cerebro y eran más propensos a tener problemas de conducta.

Para poder entender el efecto de horas irregulares de sueño, lo más claro es comparar esta situación con lo que sentimos al experimentar un jetlag. Cuando viajamos por diferentes zonas horarias, este efecto produce un intenso cansancio en nuestro cuerpo, mareos, irritabilidad y hasta incluso náuseas. Algo similar ocurre en los niños que no siguen una rutina regular de vida y sueño.

El desarrollo de la primera infancia tiene profundas huellas sobre la salud y el bienestar a lo largo de toda vida, por lo que posibles irregularidades del sueño podrían tener consecuencias importantes en el futuro.

Si te encuentras en esta situación con tu hij@ considera hacer lo siguiente:

  • Establece una hora regular para ir a dormir que NO sea negociable
  • Apaga todos los dispositivos electrónicos al menos 30 minutos antes de ir a dormir
  • Ayuda a que el momento de dormir sea claro estableciendo una rutina (ej: dientes, pijama, cuento, etc.)
  • Baja los niveles de luz en la habitación para crear atmósfera de relax.
  • Hay niños que ciertas comidas les excitan y despiertan por lo que deberías evitarlas horas antes de dormir.
  • Paciencia, paciencia… establecer la rutina lleva unos días por lo que hay que tener paciencia y seguir adelante con la decisión.

A veces nos preguntamos cuántas horas deberían dormir nuestros hijos para que su desarrollo sea normal. Os dejamos aquí una guía orientativa en función de la edad:

  • Entre 1 o 2 meses de edad: Los recién nacidos duermen entre 10,5 a 18 horas al día en un horario irregular, con períodos de entre una a tres horas.
  • De 3 a 11 meses de edad: Los bebés generalmente duermen de 9-12 horas durante la noche y siestas de entre 30 minutos a 2 horas, de una a cuatro veces al día. Las siestas son cada vez mas cortas mientras van creciendo.
  • De 1 a 3 años de edad: Los niños pequeños necesitan alrededor de 12 a 14 horas de sueño al día. Cuando alcanzan aproximadamente 18 meses de edad sus siestas se reducirán a una vez al día con una duración de entre 1 a 3 horas.
  • De 3 a 5 años de edad: Los preescolares duermen normalmente entre 11 y 13 horas durante la noche y la mayoría no duermen la siesta después de los 5 años de edad.
  • De 5 a 12 años: Los niños mayores de 5 años necesitan unas 10-11 horas de sueño cada noche.

Deja un comentario